Sígueme si quieres, pero recuerda que yo tampoco sé el camino...

Páginas vistas en total

lunes, 11 de octubre de 2010


Antes de conocerte, me cruzaba contigo e intentaba disimular el nudo que se formaba en mi pecho. No te conocía, pero algo me decía que eras especial, que eras una de esas personas por las que merece la pena luchar.
Ahora te miro y sin querer esbozo una sonrisa. He conseguido significar algo en tu vida. No del modo que me habría gustado, pero al menos sé que para ti soy importante, que tú también piensas que soy una de esas personas que merece la pena aunque desde otro punto de vista. Algún día sabrás todo lo que he callado y te arrepentirás de no haberte dado cuenta antes, porque será tarde.
Pero de momento, me conformo con tenerte así, y ser algo especial para ti.

No hay comentarios:

Publicar un comentario